6 cosas que debes evitar para que Google no excluya tu sitio

Categoría: Posicionamiento SEO

Share

Google es uno de los buscadores más importantes del internet y estar en buenos términos con él es muy favorable para tu negocio digital. Muchos dueños de los sitios web no hacen que Google excluya sitios intencionalmente; casi siempre se debe a que no saben cómo evitar que esto pase. Aquí tienes seis factores que debes evitar si no quieres que esto le pase a tu sitio web.

Sobre optimizar los textos de anclaje

Google, luego de muchas actualizaciones, aún confía mucho en los textos de anclaje para determinar cómo aparecerá tu sitio web. El ranking de un sitio en los resultados de búsqueda de google se basa parcialmente en el análisis de los sitios que hacen link hacia otros sitios, por lo que es una medida importante para determinar el valor del sitio web.

Luego de conocer esto, es muy obvio querer preparar tus links con el mismo texto de anclaje para así buscar aparecer de número 1 en el ranking; no es tan fácil como eso. El riesgo de usar el mismo texto de anclaje una y otra vez es que será más probable que Google te excluya de sus resultados para ese término que estás sobre optimizando.

Granjas de links

Esta práctica ya casi no es aplicada, pero es ideal que la sepas para que no la apliques por si estás pensando hacerlo. Consistía en publicar múltiples links desde una sola web hacia una página en específico. Los buscadores al registrar esta actividad, solían confundirse, registrar esta página como muy popular y pensar que era altamente recomendada. Esta estrategia fue descubierta y hoy en día eres penalizado por Google sacando tu web de los buscadores por aplicarla.

Muchos links pagos

Hace tiempo que Google está oficialmente en contra de los sitios pagos. En meses recientes, parece que han estado penalizando a cada vez más sitios por comprar links. Ellos aseguran que esta actividad va en contra de los lineamientos de Google y que puede tener un impacto negativo en el ranking del sitio web en los resultados de búsqueda.

En el pasado, los sitios webs han sido sacado de los resultados de los motores de búsqueda por 3 meses por las palabras claves específicas por las que pagaron lo links. Ahora, se han visto casos de sitios webs que han sido sacados por todas sus palabras claves y hasta incluso el nombre de su marca como penalización por haber comprado links.

Texto escondido

Cargar tu página repetidamente con palabras claves, ya sea en el contenido o en los metadatos, ya no es efectivo a la hora de proveer un ranking en Google. Puede ser que puedas engañar a los buscadores por un período de tiempo, pero tienes el riesgo de tener tu sitio bloqueado permanentemente de los motores de búsqueda. Los servicios de SEO deberían estar más orientados a optimizar el contenido para que aparezca en los motores de búsqueda y no a manipularlos.

Contenido duplicado

Un truco viejo ideal para flojos es tobar el contenido de otro sitio y publicarlo como si fuese tuyo. No solo es moralmente incorrecto sino que Google puede detectar fácilmente la duplicación de contenido y con la nueva actualización de Panda han comenzado a castigar los sitios por hacer esto. Recuerda que para este buscador, el ranking de tu página web en los resultados está influenciado por el la calidad del contenido y por la experiencia del usuario.

Links rotos

Un link roto es el nombre que se le da a un link que ya no apunta al destino deseado. Los sitios naturalmente acumulan links rotos, sin embargo es un punto en contra para tus visitantes y a Google tampoco le gusta esto. Los links malos te darán mala reputación y los buscadores sacan constantemente de sus resultados a sitios con este problema. Así que lo ideal es que hagas mantenimiento constante a tu sitio y mantengas los links funcionando.

Mientras Google continúa evolucionando, los web masters y los expertos en SEO deberían analizar si vale la pena continuar tomando atajos fáciles y sufrir las consecuencias con cada actualización de este buscador o si deberían más bien planificar el sitio para tener resultados a largo plazo, más efectivos y mucho más seguros.